Ideas para pasar un día genial de madre e hija

¿Nunca has pensado que hacer para aproximarte más a tu hija, y establecer un punto de unión inquebrantable? Bien, realizar actividades y crear momentos inolvidables para ambas es el camino para conseguirlo.

Desde el tópico día de compras con mamá, o bien pasar por chapa y pintura haciendo las delicias de cualquier niña con un buen peinado, o una uñas impecables, o hacer cualquier tipo de manualidad, son claros ejemplos de momentos perfectos para disfrutar con tu pequeña.

A continuación os contamos cómo puedes pasar el día ideal y qué hacer para que tu hija nunca olvide los momentos vividos con mami. ¡Prepárate que allá vamos!

Día de Shopping

Viene siendo muy común que mujeres y féminas sea unas apasionadas de la moda y todos sus complementos y accesorios, tal y como si en los genes lo llevaran, pero… ¿Y qué si es así?

El día de compras puede ser muy variado, desde el centro comercial dónde pueden estar las tiendas de moda predilectas entre madres e hijas, también se puede crear un ambiente totalmente diferente acudiendo a mercados de segunda mano, a ferias vintage o mercados de moda.

En estos pequeños momentos encontraréis puntos comunes que os pueden aproximar entre una y otra.

Hacer vuestra propia bisutería DIY

Pulseras, collares, broches o accesorios para complementar todo aquello que podéis encontrar en vuestro día de compras, es lo que podéis elaborar con vuestras propias manos.

Con una buena manualidad con cuentas, cuerdas e hilos para hacer pulseras increíblemente chulas. Tan solo os tenéis que inspirar en las tendencias actuales y dejaros llevar.

Pero eso sí, os debéis de asegurar que los materiales son buenos y a buen precio, como el proveedor de abalorios al por mayor, Nikolis. Con empresas así se pueden adquirir artículos muy bonitos para pasar momentos espectaculares con tu hijita.

Manicure Day

Desde bien pequeñas, toda mujer se ha sentido atraída por unas uñas bien coloridas y bonitas, eso sí evitando cualquier tipo de estereotipo, y es por ello que un día de manicura entre madre e hija es un plan perfecto.
Acudir a un salón de belleza para que pinten las uñas de tu niña del color que quiera y poner las tuyas perfectas es el nirvana de cualquier fémina.

Esto son situaciones muy agradables en que tanto adulta como pequeña se sentirán, muy pero que muy bien.

¿Y la cocina de Mamá?

Seguro que tienes el recuerdo de tu madre o de tu abuela y tú dentro de la cocina realizando el bizcocho que tanto te gusta, o las deliciosas galletas de chocolate y también probando la masa cruda de cualquier tipo de receta de repostería que las mujeres de tu familia guardan con recelo desde una infinidad de años y generaciones, es algo que tienes muy presente.

Bien, pues un momento culinario con tu pequeña, igual que hicieron contigo, es otro de esos planes para hacer entre madre e hija que os hará sentir útiles, realizadas y sobre todo, felices, muy felices.

En definitiva, existen muchas ideas para poder disfrutar en un momento muy maternal para estrechar lazos y crearle a tu hija recuerdos que jamás olvidará y le transportarán, en un futuro, a anécdotas bonitas que contar.

También puede interesarte...