3 Cosas que debe saber tu hijo de 12 años

3-Cosas-que-debe-saber-tu-hijo-de-12-años

En el mundo actual, nuestro papel como padres es diagnosticar y conocer las distintas contrariedades que vivimos en el mundo para ayudar a nuestros niños a adaptarse y a separar el grano de la paja, como sea necesario. Por ello hemos elegido 3 cosas que tu hijo de 12 años (una etapa bastante difícil) debe saber. Y quién mejor que tú para enseñárselas.

El concepto de amistad

Intenta establecer una relación con tus hijos en la que aprendan el afecto, el querer, el cariño hacia otra persona sin pedir nada a cambio, simplemente porque sí. Por la sencilla razón del respeto mutuo y el hecho de tener elementos en común. No importa tener 500 amigos en las redes sociales cuando no tenemos una relación realmente significativa con ninguno de ellos. Enséñale que no es bueno aprovecharse de los demás y que no debe dejarse utilizar a cambio de mantener una amistad.

El origen de su nacimiento o qué es el sexo

Nada de hablar de plantas, ni semillas o cigüeñas: cuando un niño crece simplemente pasan a la etapa adolescente y puede empezar a tener preguntas que merecen ser respondidas de manera clara e instructiva. Por medio de las relaciones sexuales se tienen los hijos, por amor con una persona que desea lo mismo.

Independientemente del momento en el que se anime a experimentar, deberá considerar los riesgos en cuanto a enfermedades sexuales y embarazo, si no se protege. Debe preguntarse si le gustaría contraer una enfermedad grave que llegue a afectar sus genitales, te gustaría decidir si abortar o no, si quiere tener un bebé, etc. Recuérdale que siempre debe utilizar métodos anticonceptivos. Pregúntale si sabe usarlos, si responde que no, infórmale de cualquier duda que pueda tener.

No debe utilizar la violencia para resolver conflictos

Debes hacerle entender que somos personas civilizadas y que no somos animales salvajes; tenemos la capacidad de dialogar y razonar para llegar a acuerdos sin tener que lastimar físicamente. Hazle ver que la violencia nunca debe ser la solución. Probablemente llegue a conocer a otra persona en la escuela que sufra maltratos de algún compañero o de sus padres. Es una situación seria y no debe reírse, no es nada divertido el abuso. Nadie es el juguete de nadie y por ello no debe humillar a ninguno. No debe tratar de arreglar por la fuerza los conflictos, porque siempre es mejor hablar las cosas.

También puede interesarte...